Cambio climático, eficiencia energética y consumo responsable

Los desafíos que pone de manifiesto el cambio climático para este siglo son enormes. La existencia de muchas especies animales y vegetales, y a largo plazo de la vida sobre la tierra, dependen de las medidas que se pongan en marcha para reducir su impacto sobre el planeta.

Como responsables, en muchos aspectos, de la situación actual, los seres humanos debemos seriamente tomar cartas en el asunto.

Entre las medidas que, sin lugar a dudas, hay que poner en marcha, las más urgentes serían reducir las emisiones de dióxido de carbono (CO2) y el consumo de recursos e impulsar la eficiencia energética.

¿Qué provoca el cambio climático?

Son varios los motivos del cambio climático. Uno de estos es el efecto invernadero provocado por las emisiones de CO2. Este gas, junto a otros gases como el metano (CH4), el óxido nitroso (N20) y el vapor de agua (H2O) alteran la temperatura dentro de la atmósfera.

cambio climatico

Esto no significa que el CO2 en la atmósfera en sí mismo sea negativo. La presencia de este gas permite que la tierra capture el calor solar y genere una temperatura sin la cual no podría haber vida en el planeta. Es el exceso de éste gas, provocado por la quema de combustibles fósiles y la tala de bosques, junto a los otros gases lo que crea un calentamiento cada vez mayor dentro de la atmósfera.

Reducir el consumo

El modelo de consumo actual está completamente relacionado con la industrialización de todos los aspectos de la vida. Los seres humanos utilizamos muchos más recursos de los necesarios para subsistir. Esto se debe, en gran medida, al modelo económico dominante que necesita de un crecimiento constante para mantenerse.

Es necesario enfrentar los desafíos del cambio climático mediante lo que se conoce como “decrecimiento”. Reducir el consumo de productos y servicios innecesarios, que al mismo tiempo dañan el ecosistema. Un ejemplo de los más evidentes serían el de dejar de utilizar un coche por persona y trayecto. Otro, cada vez más difundido, reducir el consumo de bolsas de plástico.

Cada día se crean más grupos de consumo que promueven el consumo responsable mediante el comercio justo, el consumo de productos locales de “kilometro 0” y los alimentos orgánicos y de temporada.

Eficiencia energética

La finalidad de lo que se ha dado a llamar eficiencia energética es reducir al máximo el consumo de energía. Esto se da mediante las energías solares y geotérmicas, así como a través del diseño de viviendas pensadas para el aprovechamiento energético natural. Actualmente están proliferando las llamadas “casas pasivas”, que utilizan al máximo tanto el calor y la luz del sol como la ventilación mediante las corrientes de aire.

Por lo tanto, los objetivos para mitigar el cambio climático serían reducir el consumo de combustibles fósiles y promover las energías renovables. Dejar de generar tantos residuos con el consumo y reciclar. Duplicar la tasa de eficiencia energética.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *